Noticia.

Fiestas

Fiestas

Santiago (La Maya)

Se celebra como en otras muchas localidades el 25 de Julio. Aquí la particularidad es que la verdadera atracción diferenciada es la subida de la “Maya”. Atestigua una de las principales actividades de sus pobladores a lo largo de los siglos. Comienza dos semanas antes de la festividad; una cuadrilla se acerca al cercano monte canales y tala dos robles lo más rectos posible. Una vez en la plaza de Santiago junto a la ermita del mismo nombre, el carpintero del pueblo se afana en mejorar su aspecto exterior empalmando ambos troncos, formando una única pieza de unos 30 metros de altura.

La tarde del 24 de Julio se procede a su izado según la tradición. Al contrario de lo que sucede en otras localidades cercanas, como Pujayo, que aún conservan esta tradición, en Silió únicamente interviene en el proceso la fuerza humana. Mediante un sistema de rodales y escaleras de madera, un grupo de mozos la levantan hasta alcanzar una inclinación de unos 45º. A partir de aquí, serán otros quienes mediante un enganche sujeto a la mitad del tronco, tirarán lo necesario para conseguir ponerla en posición totalmente vertical. Al grito de “Ehhhhhh una” los encargados de tirar de los cordeles en su mayoría niños son iniciados en el rito. En su base y ancladas en el suelo, dos traviesas paralelas de más o menos metro y medio la sujetan por medio de dos barras de hierro. Antiguamente su extremo superior se coronaba con un gallo enjaulado que sería para quien después de trepar a lo largo del tronco, cubierto de sebo para la ocasión, consiguiese llegar hasta el animal.

San Facundo y San Primitivo (La Feria)

La Festividad de los Santos se celebra el 27 de Noviembre, siendo estos quien consagran la iglesia románica de Silió del siglo XII. Sin embargo, es la feria de ganado una de las más importantes de la región, la que más público atrae. Decir que es una de las últimas dentro del ciclo de ferias que se celebran cada domingo desde Septiembre hasta Diciembre. El último domingo de noviembre los ganaderos de Silió y pueblos cercanos se acercan con sus cabañas hasta la campa del “Aramil”. Además y en paralelo, acuden multitud de puestos de ropa, alimentación…